Croque monsieur y croque madame

¡Hoy estrenamos sección! “No solo mixto” pretende llenar de vida tus cenas (o cualquier comida) dejando a un lado los típicos sándwiches, bocadillos y emparedados porque hay vida más allá del simple aunque socorrido sándwich mixto. Y qué mejor presentación para inaugurar sección que engalanar unos tradicionales sándwiches mixtos y convertirlos en la pareja perfecta de la gastronomía francesa como son el croque monsieur y el croque madame.

Este par de sándwiches son de lo más conocido de la gastronomía gala. En cualquier cafetería, bistró o restaurante a lo largo y ancho de Francia podéis degustar estos emparedados. Yo, personalmente, me quedé con las ganas de probarlos cuando estuve en Paris así que me he quitado la espinita haciéndolos en casa.

Los orígenes del croque monsieur se remontan a principios de 1900 cuando aparece por primera vez en una carta de un café parisino, aunque se desconoce el origen del nombre.

Del que si se conoce el origen es del croque madame, el cual se debe a que el huevo frito que lleva encima recordaba a los tocados de las damas de principios del siglo XX.

Y tras las curiosidades históricas, vamos directos a la receta que ya veréis que es muy fácil.

Ingredientes (4 sandwiches):

  • 8 rebanas de pan de molde
  • Jamón de york
  • Queso emmental o gruyere
  • 300 ml de bechamel aprox.
  • 2 huevos

Preparación:

Lo primero que tenemos que hacer será preparar la bechamel y para ello podéis utilizar la receta que ya tenemos en el blog (si no la recuerdas la puedes ver aquí). Yo usé unos 300 ml de bechamel aproximadamente pero podéis variar un poco las cantidades dependiendo de si queréis unos croques más o menos ligeros :) Necesitaremos una bechamel más bien espesita ya que si está muy líquida nos va a empapar todo el pan y el croque perderá todo el encanto.

Sobre la bandeja del horno ponemos un papel sulfurizado o papel vegetal y colocamos 4 rebanadas de pan de molde. Pondremos  sobre las rebanadas una capa bien generosa de bechamel, extendiéndola uniformemente para que cubra toda la superficie.

Luego pondremos una capa de jamón de york, una capa de queso y otra capa de jamón de york. Podéis usar cualquier queso que funda bien y tenga sabor, aunque tradicionalmente se suele usar emmental (como en mi caso) o gruyere.

Sobre las rebanadas que nos quedan untamos un poco de bechamel, en este caso una capa menos espesa, y “tapamos” el sándwich con la cara en la que hemos untado la bechamel hacia dentro. Vertemos el resto de la bechamel que nos queda sobre los sándwiches ya montados y extendemos bien por toda la superficie. Por último, espolvoreamos una generosa capa de queso rallado sobre cada croque.

Metemos al horno precalentado a 180º C durante unos 10 minutos aproximadamente. Como siempre, el tiempo dependerá de la potencia de vuestro horno así que controlad que no se os queme el pan :) Cuando esté listo, ponedlo un par de minutitos a gratinar para que se dore el queso.

Aprovecharemos el tiempo mientras tenemos los croques haciéndose en el horno para freír un par de huevos que pondremos para “coronar” dos de nuestros croques (una vez sacados del horno) y convertirlos en unos elegantes croques madame.

Y nada más, no perdáis el tiempo y disfrutar de vuestras parejas de croques monsieur y croque madame antes de que se os enfríen :)

¡Que los disfrutéis!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>