Ensalada templada de calabacín, queso de cabra y bacón

Las ensaladas son la comida perfecta para esta época del año. Hoy vamos a dejar la lechuga a un lado y vamos a preparar una ensalada templada de calabacín, queso de cabra y bacón.

Estamos acostumbrados a usar la lechuga (o variantes, estilo canónigos, rúcula, etc.) como ingrediente principal para las ensaladas, pero podemos hacerla de muchos tipos usando legumbres u otras verduras, por ejemplo. Además, siempre pensamos en una ensalada como un plato frío, pero podemos jugar con el contraste de temperaturas de los distintos ingredientes.

La receta de hoy pone en juego todas estas variantes usando el calabacín como ingrediente principal y, al estar hecho a la plancha, le aporta un toque templado a la ensalada que dará ese contraste con el frío del queso.

Es una receta perfecta para esta época del año, cuando el calor se instala en nuestras cocinas y nos apetece estar lo más alejado posible de los fogones. Con unos pocos minutos de sartén tendremos lista esta ensalada templada de calabacín, queso de cabra y bacón, veréis lo rápido que la explicamos :)

Os tengo que confesar que la receta la he cogido del blog Antojo en tu cocina, me pareció una idea estupenda para verano y la verdad que no me ha defraudado.

Ingredientes (2 personas):

  • 1 calabacín grande
  • 250 g de bacón
  • 1 rulo de queso de cabra
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Sal y pimienta

Preparación:

Lo primero que haremos será lavar el calabacín con abundante agua porque no le quitaremos la piel y queremos que quede lo más limpio posible. Cortamos los extremos y, con un pelador de patatas/verduras (o una mandolina quien tenga), iremos cortando el calabacín en tiras anchas lo más delgadas posible. Salpimentamos las tiras de calabacín.

Ponemos una plancha a fuego medio-alto con unas gotas de aceite y, cuando esté caliente, iremos pasando las tiras de calabacín hasta que empiecen a ponerse tiernas. Yo suelo ponerlos en la parrilla para que se les queden las típicas y atractivas marcas más “quemadas” de la parrilla.

Una vez tengamos listo el calabacín, aprovechamos la misma plancha para dorar el bacón a fuego fuerte y que se quede crujiente. Cuando esté hecho, lo ponemos en un plato sobre papel de cocina para que absorba el exceso de grasa que tenga el bacón.

Ya solo nos queda juntar todos los ingredientes. Lo ideal es poner una base de tiras de calabacín, poner por encima el bacón crujiente y, encima del todo, el medallón de queso de cabra desmenuzado en trozos grandes. Regamos todo con un bueno chorro de aceite de oliva virgen extra y a comer nuestra ensalada templada.

¡Que la disfrutéis!

2 comentarios en “Ensalada templada de calabacín, queso de cabra y bacón

Responder a no me comes nada Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>